Atomka || Thriller Ladies #10

DATOS DEL LIBRO

Título: Atomka

Título original: Atomka

Autor: Franck Thilliez

Traductor: Joan Riambau

Editorial: Booket / Destino

ISBN: 978-84-233-5400-9

Año de publicación: 2018 (esta edición que tengo yo)

Género: Novela negra

Número de páginas: 554

Sinopsis: A pocos días de Navidad, un suceso de gran envergadura irrumpe en las vidas de Lucie Hennebelle y Franck Sharko, policías de la famosa sección criminal del número 36 del Quai des Orfèvres. Aparece el cadáver de Christophe Gamblin, periodista de sucesos, encerrado en el congelador de su casa y su compañera desaparece mientras llevaba a cabo una serie de entrevistas sobre un caso explosivo del que nadie conoce los detalles. La única huella que parece haber dejado es su nombre garabateado en un papel que conserva un niño vagabundo y muy enfermo. Al mismo tiempo, un antiguo caso de mujeres secuestradas vuelve a salir a la superficie: víctimas arrojadas vivas pero inconscientes a lagos prácticamente congelados, y rescatadas in extremis gracias a varias llamadas anónimas a la policía. Las señales de un asesino brutal obsesionado con la hipotermia arrastrarán a Lucie y a Sharko hacia la zona prohibida de un lugar aterrador y devastado. Mientras la investigación se acelera, Sharko se enfrenta a viejos demonios que le conducirán a un duelo secreto y cruel que le irá destruyendo.

Imagen de la portada: 
PUNTUACIÓN
3,5

RESEÑA 
No nos podemos creer dos cosas: primero, que hayamos terminado con Thilliez (sin contar Paranoia) y segundo... ¡¡que ya hemos leído diez libros juntas!! Nuestro pequeño club ha cumplido ya un año, estamos en pos del segundo y acabamos de atravesar el equivalente a una década en libros. ¡Estamos muy emocionadas
Antes de empezar con la reseña quiero dar las gracias a Booket por cedernos el ejemplar y a mis compañeras de lectura, Alba (Amor por los libros), Mel (Palabras Compartidas) y Vero (Protagonista de mil historias) por haber sido (y seguir siendo) unas chicas ideales con las que leer thrillers y amarlos aún más de lo que ya lo hacía. 
Os recuerdo el orden de esta saga antes de comenzar para que tengáis claro por dónde vamos y, entre corchetes, qué es lo que yo he leído y lo que no y los enlaces a las reseñas correspondientes:
1. El ángel rojo [Leído a medias]
2. Luto de miel [No leído]
3. El síndrome E [Leído + reseña]
4. Gataca [Leído + reseña]
5. Atomka [Leído y aquí tenéis la reseña]
6. Latidos [Leído + reseña]
7. Pandemia [Leído + reseña]
8. Sharko [Leído + reseña]
Conocimos a Thilliez con su sexto libro, fue nuestra segunda lectura conjunta y llegó para quedarse como padrino de nuestro pequeño y entrañable grupo. Es por ello que me duele tener que bajar del cuatro, pero os explicaré por qué en seguida. Y lo primero que quiero decir es que el libro NO ES MALO, ni muchísimo menos. Sabéis que yo sigo una serie de criterios (que los tenéis en la columna de la derecha) y de ahí la nota, pero eso no quiere decir que sea mejor ni peor que otros libros con notas superiores, simplemente es la nota que PERSONALMENTE yo le doy dentro de mis lecturas por una serie de factores que os comento a continuación.
Dicho esto, vamos a empezar (si el frío me lo permite porque me tiene los dedos apelmazados).
Los personajes han decaído un poco. Sharko sigue siendo él mismo y Lucie también, los principales no se han remodelado, les tengo el mismo cariño y su fuerza se ha, incluso, intensificado en esta novela. El problema han sido los secundarios. Hay tantos, tan diferentes y con, lógicamente, distintos nombres que ha llegado a un punto en que me ha agobiado un poco porque hacía que me perdiese. Nunca he visto mal que haya muchos personajes dentro de una novela porque justamente creo que eso le da dinamismo, que ayuda a que veas que en el mundo hay diferentes tipos de personas y que todo te parezca más real, pero en esta trama en concreto me ha descolocado, no estoy muy segura de la razón. Están bien estructurados, defienden bien sus ideales, los que han evolucionado lo han hecho genial, pero no ha terminado de gustarme el conjunto. De ahí que solo haya obtenido la mitad de este punto.
Por otro lado, la trama es del estilo de Thilliez, pero me ha dado la sensación de que ha vuelto, en parte, a sus inicios. Dejé de leer el primero de ellos porque la narración no me gustaba, a pesar de que el caso en sí me enganchase. La actitud de Sharko y la forma del autor de mostrarlo no me convencía. Pues aquí ha vuelto a pasar, ya que rememora algunos episodios en la vida del comisario durante aquellos dos primeros libros Creo que el intentar cerrarnos esa etapa ha hecho que la trama decaiga, ya que ha entremezclado dos casos muy diferentes y, en varias ocasiones, me perdía porque no estaba segura de si hablaba de uno o de otro. Creo que era un poco innecesario y me ha dado la sensación de que estaba metido con calzador. Aún así, la trama principal sí que me ha gustado en términos generales. El enorme pero es justo eso: ha rizado el rizo y se ha roto. Creo que hay escenas de las que se podría prescindir y detalles que no habrían sido del todo necesarios en algunas cosas. Eso sí, el trabajo de documentación es impecable y termina dejándote ese saborcillo que ya conocemos bien de "puede ocurrir en la vida real".
Este me ha enganchado bastante menos que todos los demás. Es el que más pesado se me ha hecho, que bien puede ser por lo que dicen mis compañeras de que estamos saturadas de Thilliez porque hemos leído la saga casi del tirón y seguida, o bien por todo lo que he comentado antes. Comenzó estupendamente, me mantuvo en vilo durante los primeros capítulos, pero llegando a la mitad del libro fue en picado y sin frenos. De todos, es el que menos me ha enganchado y el que más pesado se me ha hecho, sin contar El ángel rojo, obviamente. Y qué casualidad que, de alguna forma, ese caso está impreso en este manuscrito para quitarle el sueño a la pareja de policías. Creo que ha tenido bastante que ver.
En esta ocasión, el final no ha sido tan frenético como el anterior, pero sí que te deja con un regusto amargo y una cosa por el cuerpo que pone alerta todos tus sentidos porque, lechucillas, algo como lo que ocurre en este libro podría pasar perfectamente. No tan rebuscado, probablemente, pero sí que algo como lo que nos vuelve a contar más adelante en Pandemia. La misma sensación de congoja que sentí al terminar aquel ha sido lo que he sentido con este, aunque en una medida un tanto más baja. Me reitero en lo que llevo tiempo diciendo: nos hemos vuelto adictas a Thilliez. Pero lo hemos hecho por la enorme calidad de sus historias y de sus textos.
En el tema de la edición sigo pensando como con sus hermanos: está muy bien, acorde con las ediciones nuevas, la portada es estupenda y creo que es de las que más concuerda con el contenido, pero es tamaño bolsillo. Me sigue rechinando. Aún así se lee genial y la tapa blanda es tan finita que hace más fácil el doblarlo dada su anchura. Creo que las ediciones de Booket suelen acertar en este tipo de ediciones para proporcionar al lector un buen rato de lectura. Y poco a poco voy aprendiendo a cómo no liarla y que se quede la portada doblada. Por suerte para mí, la práctica hace al maestro.
Por último, la narración es impecable, como bien nos tiene acostumbradas este hombre. Es que ahí no se le puede poner pegas porque no las tiene. No sé cómo será la versión original, pero el trabajo del traductor está muy bien hecho, pulido, sin faltas, con los párrafos bien situados y haciendo que todo encaje a la perfección, como si fuese un reloj. Esto, sumado a la gran capacidad del autor de mostrarnos casos enrevesados, pero sin perder ese toque de humanidad, intriga y ansiedad, es lo que hace que todos sus libros tengan ese algo especial que enamora.
Como de costumbre, una lectura muy recomendable.


Lo mejor de la novela: Que haya escogido algo tan turbio como la radiactividad, un tema que sigue suscitando habladurías y miedos.

Lo peor de la novela: La mezcla de las dos "tramas". Creo que podría haberse hecho de otra forma el cierre del pasado de Sharko.

4 comentarios:

  1. De este autor no dejo de escuchar maravillas. Y, aunque a corto plazo no me veo leyéndolo por la cantidad de pendientes que acumulo, no lo descarto para más adelante.
    Lo que se me hace raro es que el primero y el segundo no los leyeras y aun así continuaras con la serie, ¿cómo es posible? Jajaja.

    Un beso ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues es posible porque son casos independientes y poco te pierdes de la historia (solamente detalles de la vida de Sharko que son importantes, pero no imprescindibles, ya que en los demás te los termina contando practicamente enteros esos sucesos).
      Espero que te animes y los leas porque sí, son maravillosos.
      ¡Gracias por tu comentario!

      Eliminar
  2. No había oído ni del libro ni del autor, pero como es un género que no suelo consumir, dudo que llegue a leerlo.
    Gracias por la reseña :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues es una pena, porque es realmente bueno.
      No hay de qué, a ti por leerla.

      Eliminar

Sé libre de comentar lo que te apetezca. Solo hay una regla: respeto mutuo ;)

Adbox